domingo, 24 de enero de 2016

Bizcochon gallego.

Buenos días a todos, no hay nada mejor que empezar el día con un buen desayuno y más si es domingo que toca desayuno en familia, jajajaja... y nosotros hemos decidido empezarlo con un rico zumo de naranja recién exprimido y un trozo de bizcochon.


Solo os puedo enseñar una foto de un trocito, porque en mi casa les encanta y como no ya casi ha desaparecido, jajajaja.... Pero para que os hagáis una idea es un bizcocho que sube mucho y muy esponjoso.... Cuando lo vuelva a hacer os pongo una foto con el bizcocho entero. El único inconveniente que le veo a este bizcocho es que es algo más costoso que otros porque lleva muchos huevos, pero merece la pena probarlo aunque sea muy de vez en cuando.

Ingredientes:
  • 12 huevos
  • 500 Gr. azúcar
  • 250 Gr. harina
  • 1 limón
  • 1 cucharadita de azúcar de vainilla
  • 1/2 sobre de levadura
Preparación:

Para empezar cogeremos dos boles altos porque ocupa bastante la mezcla. Separamos las claras para uno y las yemas para el otro. Dejaremos aun lado el bol de las yemas y empezaremos a trabajar con el de las claras.
Montamos las claras a punto de nieve con una batidora de varillas, si tenemos sino también las podríamos montar a mano pero nos llevara más tiempo y nos dará muchisimo más trabajo....en la mitad del proceso añadiremos una poca de azúcar y seguiremos batiendo hasta que estén bien montadas... un truco que utilizo para saber cuando están bien montadas es girar un poco el bol, porque cuando están bien montadas no se caen. Las dejaremos aun lado.
Ahora cogeremos el bol con las yemas y empezaremos a batir, incorporamos el resto de azúcar, el zumo de un limón y la cucharadita de azúcar de vainilla. Una vez este todo bien mezclado y haya cogido un leve color más blanquecino, cogeremos una espátula y echamos las claras por encima. Lo mezclamos todo bien, ahora lo haremos todo con una espátula o algo similar para evitar que se nos bajen las claras.
Tamizamos la harina y la levadura, y la incorporamos al bol. Mezclamos todo bien y ya estaría listo para meter al horno.
Ahora ponemos a pre-calentar el horno a 180º, por arriba y por abajo, si tenéis turbo ponérselo también y sino tenéis no os preocupeis que también sale perfecto. Mientras se va calentando iremos untando un molde con mantequilla y un poco de harina. El molde debe de ser un molde alto porque la mezcla ocupa bastante y aun va a aumentar mientras se cuece, el mio es de los moldes que tienen en el medio un elevado para que el bizcocho te quede con un agujero en el medio. Lo untamos con mantequilla y le espolvoreamos un poco de harina, y ya podemos echar la mezcla en el. Ahora bajaremos la temperatura del horno a 165º y lo dejaremos entre 50 - 60 minutos. 
Después de tanto trabajo ya estaría listo para comer. Espero que os guste mucho.